receta albóndigas pollo salsa

Albóndigas de pollo con salsa de champiñones

¿Quieres aprender a hacer una salsa para albóndigas fácil y rápida? En esta ocasión traemos la receta de unas albóndigas de pollo, saludables y deliciosas preparadas con una salsa de champiñones. Estas deliciosas bolas de carne son muy populares en la cocina, sobre todo, cuando hay pequeños cerca. Por eso, hemos escogido acompañarlas con una deliciosa  salsa de champiñones apta para niños y para adultos.

Una forma diferente y sabrosa de introducir los beneficios de los champiñones en la dieta de toda la familia. Estos hongos son ricos en potasio y sodio, minerales que ayudan controlar la presión arterial, contribuyendo a prevenir enfermedades cardiovasculares.  La lista de bondades de los champiñones no acaba aquí, ya que son una fuente única de antioxidantes y fortalecen el sistema inmunitario.

Para hacer las albóndigas más saludables, hemos elegido la carne de pollo,  rica en proteínas y baja en grasas saturadas. La receta de albóndigas no es complicada pero es laboriosa: hay que triturar la carne y mezclarla con pan rallado o miga de pan, con los huevos, enharinarlas  y freirlas. Llegar a la textura idónea para elaborar las mejores albóndigas y encontrar el tiempo para elaborarlas a veces no es nada fácil. Por ello, en Casa Matachín elaboramos las albóndigas de pollo, tal y como tú lo harías en casa, con una receta suave y sabrosa de carne de pollo y pavo.

Hablemos ahora de la salsa ya que  para las albóndigas hay muchas: albóndigas con salsa de tomate y champiñones, con nata, sin nata, con leche… Pero en nuestra opinión, esta salsa de champiñones, de muy fácil preparación,  es la compañera perfecta de unas buenas albóndigas de pollo. Y ahora, vamos a conocer todos y cada uno de los ingredientes para preparar esta receta de albóndigas en salsa de champiñones.

Receta de albóndigas de pollo con salsa de champiñones

Dificultad: Fácil.
Tiempo estimado: 45 minutos
Número de personas: 4 personas

Ingredientes de albóndigas de pollo con salsa de champiñones

  • 25-30 albóndigas de pollo.
  • Aceite de oliva, sal y pimienta.
  • 400 gramos de champiñones.
  • 300 mililitros de caldo de pollo.
  • Una cebolla.
  • Un diente de ajo.
  • Una hoja de laurel.
  • Medio vaso de vino blanco.

Preparación de albóndigas de pollo con salsa de champiñones

  1. Pica con un corte muy fino la cebolla y el diente de ajo.
  2. Limpia y prepara los champiñones. Para ello, retira la parte del tallo y la película que recubre la cabeza del hongo si fuera necesario y lava los champiñones. Una vez limpios, córtalos en láminas finas.
  3. En una olla con aceite de oliva a fuego medio pocha el ajo y la cebolla, junto al laurel y una pizca de sal durante unos 8-10 minutos (hasta que la cebolla se torne transparente).
  4. Añade los champiñones para cocinarlos junto al ajo y la cebolla durante 5 minutos más.
  5. Añade una cucharadita de harina para esperar la mezcla y continúa removiendo.
  6. Mientras, fríe las albóndigas en aceite muy caliente hasta que estén doradas.
  7. Añade a la salsa de albóndigas medio vaso de vino blanco y, seguidamente, el caldo de pollo.
  8. Deja cocer a fuego suave durante 8-10 minutos y añade sal y pimienta al gusto.
  9. Agrega las albóndigas previamente fritas en aceite. Deja que se cocine todo junto a fuego lento durante otros 10 minutos y, ¡ya puedes disfrutar de las mejores albóndigas de pollo en salsa!

Ahora te toca a ti, ¡a disfrutar!

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *